Unión temporal de clientes

Artículo de la categoría Opinión
NOV
16
2015

Muchas veces las empresas se unen para llegar a cabo juntas un proyecto que de otra manera no hubiesen podido realizar por separado. Es lo que se denomina UTE (unión temporal de empresas). La idea es fácil: la unión hace la fuerza. A las empresas les cuesta mucho dinero a veces aceptar determinados trabajos y corren el riesgo de hipotecarse con el proyecto, que puede salir mal y entonces acabar de un golpe con su economía, incluso con su existencia. Con una UTE, aunque haya que hacer un reparto de los beneficios, todas las empresas que lo forman salen ganando.

Cuando se intenta emprender dentro del terreno más social y comunitario a menudos nos encontramos con posibles clientes que quedan maravillados con tus servicios y productos. Incluso pueden hacerte peticiones sobre qué más cosas estaría bien que vendieses. Pero siempre ponen el mismo problema: no tienen suficiente dinero para pagarlo. Resulta irritante cuando esto viene de entornos de la administración que sabes perfectamente que cuentan con presupuestos elevados y con capacidad económica suficiente para pagar por tu trabajo. Pero en fin, ese es otro tema. ¿Qué propongo hacer en estos casos, cuando hay algo, producto o servicio, que estaría bien tener pero que no es posible debido a su precio? Una unión temporal de clientes: una UTC. No creo que sea novedoso el concepto, pero como mínimo creo que es buena idea.

Cuando se trabaja con servicios que fácilmente se pueden duplicar o cuando tu producto es digital y por lo tanto la réplica resulta inmediata y gratuita, una UTC puede permitir que no solamente se beneficie un cliente sino muchos más del mismo sector de trabajo. Pongamos por caso un colegio. Le puede parecer muy interesante disponer de un recurso educativo especial para trabajar una temática de contenidos determinadas. Pero no tienen el dinero suficiente para asumir el coste del proyecto. ¿Puede ser que a más colegios les parezca interesante dicho proyecto? Es muy seguro que sí. Muy bien, todos aquellos centros a los que les gustaría tener ese recurso que se unan, que económicamente hagan el aporte necesario y el proveedor les realizará el trabajo. Si dicho trabajo no supone un problema de replicado, por ejemplo porque es digital, a la empresa fabricante le da igual si el dinero le viene de un cliente o de varios. Entre todos pueden pagarle los costes de creación.

El problema puede venir cuando la empresa proveedora quiere más beneficios y que todo el mundo pague todo el producto final completo. ¿No han cubierto entre todos tus gastos y tu beneficio neto final? ¿Quánto más quieres ganar con tu producto? En principio aceptar una UTC debería ir desligado del concepto de máxima rentabilidad, pero creo es necesario un cambio de mentalidad por parte de las empresas que ver con más frecuencia uniones temporales de clientes.